Categories Entrevistas

Nueva entrevista para el Daily Telegraph de Australia: “¡Si alguien va a destruir mi carrera, voy a ser yo!”

Robbie visitará Australia en el mes de Octubre y por eso le ha concedido una entrevista al diario The Daily Telegraph, quien ademas lo tiene en tapa. En una larga entrevista, Robbie tocó muchos temas: Su vuelta a Take That, la gira, los videos que grabó con Ayda en el hospital y, tal vez lo mas importante, menciona una “nueva carrera” que revelará pronto. También confirma el lanzamiento de Under The Radar Vol.2 para esta Navidad y que se vienen 5 años muy ocupados para él, antes de tomarse un “descanso”.

A continuación, la traducción completa.
 

DailyTelegraph-July09

 

Su Let Me Entertain You Tour complace a los fans con un setlist lleno de sus grandes éxitos.

“Entro en Setlist.com y miro como los demás lo hacen” Admite Williams “Todos los grandes que se han ido antes que yo y los que todavía están aquí. Trato y entiendo como hacer el setlist perfecto. Todavía estoy evolucionando, siempre será así.”
El año pasado Williams llevó su Swings Both Ways a todo el mundo para re-introducirse a si mismo al público luego de un largo descanso de los escenarios, a través del swing. Cantó algunos de sus hits y también los de otros artistas. Este nuevo tour es puro Robbie.

“Voy a shows y se que es lo que quiero como jugador. Me he sentado en shows de personas internacionalmente conocidas y ellos hicieron 5 canciones seguidas que no conocía y me aburrí, me quería ir a casa.
En estos festivales grandes, como Glastonbury, lo que la gente quiere escuchar, a pesar de que ellos piensen que saben sobre música seria, son los hits que escuchan en la radio. Eso es lo que yo quiero cuando yo voy a un show, así que también es lo que quiero darle a las personas. Desearía que fuera diferente, me encantaría cantar b-sides o cosas de Under The Radar, pero estoy a cargo de la energía y el disfrute de miles de personas. Desafortunadamente no puedo darme el gusto de hacer eso. Es aterrador estar ahí arriba, frente a miles de personas y manejar su energía. Es aterrador cuando tienes tus mejores armas en su lugar. Es jodidamente aterrador cuando les lanzas algo y el ambiente se torna frío. Canto los éxitos porque es bueno para mi salud.”

La salud de Williams recibió una paliza durante un inesperado momento de indiferencia el año pasado en Perth, lo que le recordó que estos días es mas difícil conseguir un éxito global.
Candy, un single que lanzó en el 2012, no solo fue N°1 en el Reino Unido sino que también vendió aproximadamente 650.000 copias, convirtiéndose así en su segundo single mas vendido en Gran Bretaña, solo por debajo de Angels.
“Estaba en Perth y en mi cabeza se que Candy es la canción que sigue, es seguro que será un éxito” Recuerda Williams, “Mi segundo single mas exitoso. Y me sentí como un flan de mierda que es tirado contra la pared y se cae al piso. Nadie lo conocía. Fue confuso y desestabilizador.”
La poca promoción radial que Candy tuvo hizo que quedara en el N°59 de los charts en Australia, donde, recordando un poco, Angels tuvo la misma situación al lograr solamente entrar en el Top 40 en 1998.
“Esa noche volví al hotel, revisé en Wikipedia y me dije a mi mismo ‘Mierda, Candy solo llegó al N°59 en Australia. Bueno, jódanse!’. Así que si, este tour está lleno de mis grandes éxitos que han sido éxitos en algún lugar del mundo, aunque tal vez no en Australia.”

Robbie Williams volvió a enamorarse de las giras. Luego del Close Encounters Tour, el cual finalizó en Diciembre del 2006 en Australia, el se retiró de forma privada.
“Mi disposición natural es ser prolongado totalmente por cualquier éxito que haya tenido. Así que multiplica eso por vender 3 millones de entradas para tu gira en un solo día. Para aquellos que no tienen la cabeza a ese nivel, de los cuales yo soy uno de ellos, simplemente puede volarte la cabeza. No puedo sacarme de la cabeza a toda esa gente en masa que viene a verme y a mi ser el conductor de su felicidad por dos horas durante una noche. Eso me genera un gran estrés y presión. Especialmente cuando creo que soy una mierda de todos modos.”
Si, Robbie Williams puede representar a Gran Bretaña en auto-odio.
“Mi creencia natural es que soy una mierda y todo lo demás es una especie de acto. Así que exploté. Fue como “He vendido 3 millones de entradas en un día pero soy una mierda. Iré a rehabilitación y engordaré. E hice esas dos cosas. Después pensé que esto iba a terminar enfermandome así que me retiraría. Y finalmente me retiré, pero no se lo dije a nadie porque no era un retiro real.”

Williams tenía un plan B… Su muy conocido amor por los OVNIS.
“Ellos dicen que sigas tu pasión y así nunca mas tendrás un día de trabajo en tu vida. Mi pasión eran los OVNIS así que hice un poco de investigación paranormal. Eso no llegó a buen puerto.”
Él no encontró ningún OVNI pero si conoció a la actriz norteamericana Ayda Field, la mujer que terminó con su exhaustiva, global y larga búsqueda por la compañera ideal. Todo cambió, especialmente él.

“Conocí a mi esposa. Luego tuvimos hijos. Y ahora todo transcurre a través de la perspectiva de vidrios limpios. No hay nada que te lleve por el buen camino mas que la responsabilidad. Lo que pasaba era que, en vez de mirar a todo esos públicos con amor y afirmación y de ver cuan bueno soy, hacía lo opuesto. Por alguna razón me hacía sentir como una mierda. Ahora soy un papá que va a trabajar. Este es mi trabajo. El trabajo que tengo que hacer es increíble. Por mi esposa y mis hijos, tengo una especie de lugar seguro para ir y eso es muy real y me mantiene anclado. Por eso hago mi trabajo. Voy a trabajar y ahora amo lo que hago.”

Para el álbum Swings Both Ways Robbie escribió una canción llamada “Go Gentle” dedicada a su hija, Theodora “Teddy” Rose, una dulce promesa de cuidarla siempre.
Durante la etapa europea del Let Me Entertain You Tour, estrenó una nueva canción para su hijo Charlton “Charlie” Valentina. Se llama Motherfucker. Parte de la letra dice: “One day you’re going to be told how daddy let his demons out… Your cousin is a cutter, your granddad’s in the gutter, your mother is a nutter, one of the things you get from me and your mother is you’re a bad mother fucker.”
“Teddy es mi niña pequeña. Ella necesita esa energía de cuidarla siempre. Charlie es mi pequeño niño y necesita esa energía de ‘¿Te caíste? Bueno, levántate’. Esa energía varonil y de ve afuera y busca todo. El tiene una canción que yo hubiera amado si alguien la escribía sobre mi cuando tenía 13 años. Soy un maldito mother fucker. Me hubiera encantado eso como adolescente.”

Williams y Field ya tienen un hijo y una hija, ¿Habrá mas hijos? “No tengo el poder de decir si o no en mi vida. Me dirán que es lo que está sucediendo el día después. Es como si yo tuviera el control remoto en mi mano, pero no puedo escoger que mirar. Esa es la metáfora de mi vida con Ayda. Yo tengo el control pero ella escoge que miramos.”

Williams una vez deseó que tener hijos haría que estuviera menos enfocado en si mismo, luego de ser durante tanto tiempo un narcisista con un peligroso hábito de googlearse a si mismo. “¿Menos enfocado en mi? La respuesta correcta sería si. Cuando estoy con ellos simplemente soy su padre y nada mas. Pero yo soy “Fucking” Robbie Williams. La respuesta simple es si. Pero no mucho.”

Aburrido de esperar los planes de una discográfica, la Navidad pasada Williams lanzó Under The Radar Vol. 1 a través de su página web, un álbum lleno de canciones nuevas que estaban acumulando polvo en su computadora. “Lo hice 50 veces mejor de lo que creí que lo haría, un éxito abrumador. Es otra forma de hacer mi trabajo. Habrá otro esta Navidad.”

Él está de vuelta trabajando con su viejo compañero Guy Chambers y sus amigos australianos Flynn Francis y Tim Metcalfe. “Hay toneladas de canciones, las suficientes para llenar fácilmente tres álbumes. Pero aún estoy intentando encontrar ese éxito global que es un éxito por ser causa de un golpe.”

Williams revela que tiene un plan para 5 años muy ocupados. “He sido un papá muy ocupado”, declara, “He estado siendo papá, pero un papá que está de gira o en el estudio. He colocado mi puesto por los próximos 5 años. Tengo un plan. Luego de esos cinco años quiero, digamos, salir y vivir en el sol y tomar todo con mas calma. Por el momento sigo siendo relativamente joven, todavía tengo energía y tengo las formas y oportunidades de salir y vivir mis ambiciones, así que voy a hacerlo.”

Ryan Malloy, un actor amigo de Robbie que interpretó a Frankie Valli en Jersey Boys en The West End por seis años, le dio a Williams una epifanía. “Yo le dije ‘¿Cómo diablos puedes interpretar el mismo personaje durante tanto tiempo? Te debe haber vuelto loco’. Luego llegué a casa y pensé ‘Bueno, he sido Robbie Williams por 25 años’. Necesito salir y hacer otras cosas. No puedes seguir produciendo un show de grandes éxitos o te volverá loco.
Soy muy afortunado. Digamos que tengo algunas carreras. Tengo mi carrera pop, mi carrera swing, la de Take That y pronto quiero añadirle algo mas a mi repertorio, lo cual vendrá pronto.”

Hubo solo dos partes en las que Robbie Williams mantuvo un silencio absoluto durante esta entrevista.

Legalmente, él no puede hablar sobre la demanda de acoso sexual que le inició un asistente personal a él y su esposa a principios de este año. “Me encantaría poder decir algo, y normalmente lo haría, pero eso perjudicaría mucho al caso que tenemos en marcha”.

También mantuvo un silencio absoluto sobre su “nueva” carrera, sobre la cual está a punto de estallar pero se controla a si mismo. “No hablar de algo no es lo que naturalmente haría. Normalmente dijo demasiado sobre muchas cosas. Hay algo preparándose, es muy temprano para decir algo sobre eso, pero es otra carrera que está por suceder. Es muy emocionante.”

Hay chances de que él vuelva a reunirse con Take That para celebrar su 25° aniversario el año que viene. Williams se volvió a unir a la banda para el álbum Progress y el tour en el 2011, y acabamos de verlos actuar en el Reino Unido ahora como un trío. “Creo que Progress es mi mejor álbum. Sucedió que tenía que ser con los chicos. Hay algo en la energía con los chicos que creó ese álbum. Estoy muy orgulloso de él y de nosotros. Y si, quiero ir y hacer algo otra vez con ellos. Es divertido.”

Él no confirmó que su “nueva carrera” es la actuación cuando insistimos, pero dice que es algo en lo que está interesado. “Estoy pensando en la actuación, pero bajo mis términos y mi velocidad. Me han ofrecido un montón de películas y papeles de TV muy buenos, es muy halagador. Pero siempre rechacé todo porque es un trabajo muy aburrido. Estuve en varios sets de filmaciones, interpreté al cantante en una boda de una película llamada De-Lovely. Me senté allí ese día y miré todo el set y cuanto tardaba realizar todo y pensé ‘Al diablo con esto’. Necesito una gratificación instantánea. Se que escribo canciones y lleva 18 meses que salgan, pero al menos puedo subirme a un escenario e ir ‘Hey’ y luego ‘Ho’. En una película puedes decir ‘Hey’ pero luego no dices el ‘Ho’ hasta 18 meses después. Así que si voy a hacerlo, tengo que escribir la melodía del tema, escribir la cosa y salir con las bromas, quiero hacer todo. No quiero estar a la orden de algún director. No quiero ser un actor de forraje.”

El año pasado, Williams y Field se convirtieron en la sensación de Youtube cuando subieron una serie de divertidos videos filmados durante el parto de su hijo. En uno de ellos veíamos a Williams cantándole “Candy” a Ayda, intentando que ella se uniera al coro mientras ella se sostenía su vientre del dolor. En otro, él está cantando Let It Go de Frozen mientras ella está dando a luz, una canción que los padres no quieren volver a escuchar, especialmente en esas circunstancias. Al final, tuvieron que subir un video diciendo que todo había sido grabado con el consentimiento de Ayda y que “ninguna mamá se enojó o fue herida durante la grabación de estos videos.” Williams se sorprendió por la reacción de quienes no entendieron la broma.
“Le doy crédito a la gente un poco demasiado en realidad. Tal vez eso me haga un poco estúpido. Obviamente estábamos haciendo un sketch, es comedia. La esposa está totalmente involucrada. Ella viene con las ideas: ‘¡Ey! ¿Qué te parece si haces esto?’. No habría ningún motivo para que me pusiera en YouTube, obviamente luciendo como un idiota. Es obvio que uno no actuaría así, porque eso te haría ser un idiota. Esa es la broma.
Siempre seré polarizante. Fue otro momento polarizador porque me hizo sentir un poco avergonzado: ‘Oh, algunas personas inteligentes no entendieron que estaba bromeando. Oh, ¿Tal vez soy un idiota?”
Pero esas son decisiones que tomé y son decisiones que llevaré conmigo por el resto de mi carrera porque es así como soy. Se suponía que sería un poco de diversión generada por mi esposa y yo, quien por cierto se divirtió mucho haciéndolo en el hospital. Había algo como 45 millones de cosas en Facebook sobre eso en 24 horas. Ahí si pensamos ‘Oh, oh… ¿Qué hemos hecho?'”

Williams insinúa que eso podría haber servido como una audición accidental, con susurros de un reality show para la pareja. “Mira esto, tal vez convertiremos eso en algo, un evento que podría sacudir una carrera. ¡Si alguien va a destruir mi carrera, voy a ser yo!