Robbie deseaba que la reunión de Take That no fuera exitosa

El cantante del  éxito Candy, Robbie Williams, admitió que el suceso por la reunión de Take That lo había dejado en shock y que el no quería que se volvieran a convertir en las superestrellas que alguna vez fueron.

Robbie explicó que volver a unirse a la banda fue un gran paso, pero que era consciente de cuan grande se habían convertido porque aún tenía el ojo puesto en un resurgimiento de su carrera como solista.

«Cuando los chicos se reunieron por primera vez yo estaba como ‘ok, está bien’ y luego estuve como ‘Vendieron 275.000 entradas… ¡¿Que ellos hicieron que?!’. Me quedé atónito. Atónito por todo. Algo como ‘Wow, significamos mucho para la gente, eso es genial. Ellos significan mucho para la gente, mierda.’.

Creo que mas que nada fue una confusión. Estaba contento por los chicos. Ya sabes, pero no muy contento como para que quiera que fueran un gran éxito. Fue como, tu sabes, pueden tener un cierto nivel. Pero ellos no pueden tener el éxito que tuvieron alguna vez.»

Williams también se refirió a su reciente popularidad y bromeó: «.. Creo que estoy en algún lugar por encima de Steps y un poco más abajo de Westlife. No muy lejos de allí».